La esencia de la semilla. La encina milenaria, de Trinidad Herrero Sánchez

La magia de la literatura en los centros educativos de Roquetas de Mar
25 septiembre, 2019
Mi ángel nunca se fue, de Dori Salmerón
11 octubre, 2019
Mostrar todo

La esencia de la semilla. La encina milenaria, de Trinidad Herrero Sánchez

Una historia para disfrutar y para crecer por dentro

Cuando vemos que un libro está catalogado en «autoayuda y espiritualidad» lo primero en lo que pensamos es que se trata de un ensayo donde el autor nos da consejos sobre cómo mejorar determinados aspectos de nuestra vida. Ese no es el caso de La esencia de la semilla, que es ante todo una novela, un viaje que realizamos con los personajes hacia el conocimiento de uno mismo y el crecimiento personal.

Resulta imposible no empatizar con el protagonista y no sentir como propias algunas de las sensaciones que vive a lo largo del relato. Creemos que es precisamente allí donde radica el valor de esta historia, que cualquiera de nosotros podría ser el protagonista y recorrer senderos sin caminos señalados hasta encontrar el propio. Es por esta razón que nos parece muy acertada la decisión de la autora de no ponerle nombre al personaje.

Este no es un libro de consejos para mejorar tu vida, es un viaje en el que sentirás tristeza, miedo, duda, alegría… Pero, sobre todo, sentirás satisfacción personal y ganas de vivir.

Todos los seres humanos tenemos unas necesidades comunes que nos unen: necesidad de valoración, de ser comprendidos, de ser amados y de amar, junto con unas necesidades particulares que nos diferencian, dependiendo de nuestras capacidades y habilidades.

La sed de conocimiento de nuestro propio ser nos impulsa a iniciar caminos para sacar a la luz lo que late dentro de cada uno de nosotros, aquello que es único. Una necesidad común a todos los habitantes de este mundo. Nuestra alma nos guía a iniciar un camino que nadie ha transitado antes, a buscar respuestas a nuestras preguntas más íntimas cuando algo dentro de nosotros late por mostrarse. Este es el camino del alma abriéndose paso en un mundo que no promete felicidad, porque la felicidad es un compromiso propio, de cada uno de nosotros, y la puerta que nos permite el encuentro es la que se abre hacia dentro, hacia nuestro corazón y a la luz de nuestra intuición.

Este libro te invita a dar un paso hacia ti mismo, sin caminos señalados, animándote a encontrar tu propio sendero. Cada ser humano tiene una semilla que plantar en este planeta y, entre todos, tenemos la misión de crear un jardín frondoso. Cuando conectas con tu propósito de vida simplemente haces lo que tienes que hacer y tienes la seguridad de que antes o después llegarás a tu destino. No es cuestión de tiempo, es cuestión de necesidad. Tu alma te guía. ¡Escúchala!

Descarga ya los primeros capítulos y empieza a disfrutar del libro. Te atrapará desde la primera página hasta la última. No dudes en adquirir tu ejemplar en nuestra tienda online.

Si quieres conocer a la autora en persona y conseguir el ejemplar firmado podrás encontrarla en Murcia del 2 al 5 de octubre.

Estará en Cala Herbolario todas las tardes y el sábado 5 de octubre de 10h a 12h la podéis encontrar en la Feria del Libro de Murcia, en la caseta Palin.

Os dejamos una pequeña entrevista.

P. ¿Cómo te surgió la idea para escribir este libro?

R. Yo trabajo como facilitadora de Constelaciones Familiares y de Registros Akáshicos y hace aproximadamente cuatro años vino un hombre a consulta. Al término de la misma, él se emocionó mucho y me dijo que su experiencia había sido tan hermosa que debía ser escrita y compartida porque podría ayudar a otras personas. Yo le alenté a que lo hiciera si ese era su deseo, a lo que él respondió que debía escribirla yo. La respuesta me sorprendió y cuando le pregunté si sabía que yo escribía me dio que lo desconocía, pero que sentía que yo era la persona que tenía que escribirla… Y aunque el primer borrador estuvo listo en menos de un mes, ha tenido un proceso de espera, de varias revisiones y el tiempo que la propia obra necesitaba para salir a la luz, casi cuatro años.

P. En Ediciones Arcanas nos gusta pensar que no solo publicamos libros, sino que cumplimos sueños. ¿Cómo te sentiste cuando tuviste el libro por primera vez entre tus manos? ¿Qué es lo más satisfactorio de ver tu obra publicada?

R. Lo primero que sentí fue una gran emoción, vosotros lo llevasteis a las 12 de la noche al hotel donde estaba alojada en Roquetas de Mar, justo dos días antes de la Feria del Libro de Almería, para que lo llevara al instituto donde, al día siguiente, iba a dar una charla sobre él. Además de la emoción, sentí una enorme sorpresa al pensar cómo algo tan pequeño, es un libro de 120 páginas, podía llevar dentro tantas horas de trabajo. Recuerdo perfectamente esa sensación de tomarlo entre mis manos, darle la vuelta, hojearlo y pensar… ¿Cómo es posible que contenga tanto trabajo dentro? Mientras pasaban por mi mente imágenes de las horas y horas que había dedicado y muchos de los momentos en los que lo dejaba y retomaba… Muchas horas, mucha ilusión, mucho trabajo de equipo… Las conversaciones por teléfono con el ilustrador, Marcelino Menéndez… La imagen de aquel cliente pidiéndome que lo escribiera… Tantas cosas…

Cuando subí a la habitación del hotel con las cajas de libros, me senté en la cama con el libro entre mis manos y me di cuenta en ese momento que desde que me lo entregasteis no había dejado de sonreír… Eso es felicidad… Cuando un torbellino de imágenes pasa por tu mente y se une a un torbellino de emociones y sentimientos que nacen de tu corazón… y lo único que surge de todo ello es una enorme sonrisa y una gran satisfacción y no hay palabras que lo puedan expresar…

P. ¿A qué personaje le tienes más cariño y por qué? ¿Cómo creaste a los protagonistas?

R. Al personaje que más cariño tengo es a la encina, simbolizando al bosque entero… porque es un personaje que nace del interior, que es creado desde un lugar que no procede de la mente, que encarna la sabiduría de la naturaleza a la que pertenecemos y nos habla de nuestra propia sabiduría, de nuestro ser más auténtico, sin artificios, serena, sencilla, sabiendo quién es, inmutable al paso del tiempo, con la esencia indestructible de su semilla siempre presta a ser sembrada y extendida.

Los protagonistas humanos no fueron creados, solo recreados y revestidos de un halo de cuento o relato, puesto que eran seres reales provenientes de la consulta. Excepto una muchacha que aparece en una cafetería, los demás personajes, como las aves, los árboles, la cueva, el fuego, el monte… sigo pensando que no los cree yo, puesto que nunca los pensé, surgieron en el propio acto de escribir, emergiendo por su propio deseo de ser vistos, de ese lugar sin nombre tan misterioso como fascinante que es el interior del ser humano, al que si se le escucha, habla por sí mismo sin pasar por el filtro de la mente.

P. Cuéntanos cuáles son tus rutinas de trabajo, todo el proceso creativo a la hora de sentarte a escribir.

R. En muy pocas ocasiones tengo rutinas a la hora de escribir, me siento libre de hacerlo cuando puedo y cuando quiero. Tengo un trabajo sin horarios establecidos, lo que me permite escribir en muy diversos momentos sin tener que adaptarme a tiempos ni reglas concretas. Creo que el proceso creativo emerge sin ser llamado, pero hay que sentarse y plasmarlo; o al revés, en otros momentos que para que emerja tienes que sentarte y predisponerte, depende del momento. Hasta ahora, al sentarme frente al ordenador nunca me he quedado en blanco. Incluso sin saber lo que iba a escribir, siempre surge una historia, no siempre para ser publicada, pero desde luego con un sentido determinado que, aunque en el momento no sepa cuál es, más tarde sirve como idea para un relato o una novela.

En el libro de relatos en el que estoy trabajando sí pienso más en lo que quiero escribir y cómo estructurarlo, ya que tiene un sentido no solo literario sino terapéutico y me gusta recrearme y revisar una y mil veces lo escrito hasta que estoy satisfecha con el mensaje que quiero transmitir. Sin embargo, tengo otra novela que está acabada hace años y sobre la que no me pongo a trabajar porque lo que queda es el proceso de revisión y de corrección, que me parece puede ser bastante lento, y esto me gusta menos, me parece menos creativo… O tal vez es que aún no es el momento de que salga a la luz.

P. La última pregunta la reservamos para que los lectores te conozcan un poco mejor. Cuéntanos cuáles son tus aficiones (películas, libros, series, deportes…) y recomiéndanos un libro que hayas leído recientemente.

R. Mis aficiones son muy variadas, me encanta caminar haciendo senderismo o simplemente paseando, ya sea en la naturaleza como en una ciudad. Me gusta la sensación de tocar la tierra con mis pies. Me gusta el cine y el teatro, aunque voy poco. Me gusta escuchar conferencias, a través de Internet, de temas que me aportan conocimiento sobre asuntos que me interesan. Ir a conciertos de música clásica, pop o jazz y escuchar música suave en casa. También me gusta mucho el silencio y meditar. Por supuesto leer, y no solo nuevos libros, sino también libros que haya leído en otras ocasiones, porque siempre les encuentro un nuevo sentido. Retirar lo poco que hay en mi salón y ponerme a bailar inventando coreografías que jamás podría volver a repetir. Pintar si tuviera tiempo de hacerlo. Los ratos de familia y también los de soledad. Tomar un café con los amigos y charlar y reír hasta las tantas de la madrugada. Últimamente estoy descubriendo la radio y me está enamorando. Pero mi gran afición es mi trabajo y escribir; y, en definitiva, vivir.

El profeta de Khalil Gibran es el libro del que nunca me separo y que siempre puedo decir que acabo de leer porque no dejaré de hacerlo nunca. Para mí es el libro a recomendar. Entraña una gran sabiduría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Éste sitio web utiliza cookies propias y de terceros para realizar análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Para saber más sobre nuestra política de cookies, click aquí

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar